Descargo de responsabilidad

 

Para proteger a los inocentes y a los antagonistas que están muertos o aún vivos, he cambiado los nombres de todas las personas caracterizadas en este libro que contribuyeron a los eventos reales 100% reales que tuvieron lugar.

 

Las únicas personas en las narraciones cuyos verdaderos "nombres se llaman" ala Don Corleone son mi esposa Christine, mi hija Alexandra y mi hijo Christian.